Relatos eróticosTodos Fotos Videos

  • A Fray Anselmo le gustaba mi semen

    A mis trece años cursaba el último año de primaria, en un cole. De curas Jesuitas, a esa edad era muy travieso (sigo siendo travieso) por ello no le ponía dedicación a mis estudios y mis notas no eran de lo mejor. Era norma del cole. Las misas de todos...

  • No pare hasta que Mauricio me desvirgó

    Aquellos encuentros con Mauricio siguieron sucediéndose, pero no eran de mi plena satisfacción. Yo me ponía muy cachonda viendo como el se dedicaba a hacer servir a las yeguas con el pastor, que se las ensartaba a todas. Pero a mi solo me besaba, hacia...

  • Mi compadre, mi concuñado y mi amante secreto

    Tengo 22 años de edad, con una bebe de 1 añito vivo con el papa de esa bebe.. edwar,asi se llama mi infidelidad es el novio de mi cuñada la hermana de mi esposo, ellos de novios tiene una vida entera pero dicen nadie debe de buscar nada e a la calle si...

  • Follando con mi jefe 25 y casado RelatoX

    Soy mariana, tengo 19 años, alta, morena. Mi busto no es muy grande, soy 36B pero eso si tengo nalgas bastante grandes. Mi jefe 25 años y casado. Él es alto, de piel color canela con una sonrisa de ensueño. Todo empezo cuando yo llegue a tarabar a...

  • Intercambio de parejas veraniego

    El verano no vino con medias tintas, se ha presentado con toda su temperatura, que sumada a la humedad, provoca escozor. La carretera esta hirviendo, el transito es fluido, pero parece que tendremos una tormenta de verano a pocos kilómetros, los nubarrones...

  • Relato Erotico en la sierra de Tapalpa

    Unas vacaciones en la sierra de Tapalpa. Primera parte. Por fin había llegado el momento en que íbamos a disfrutar de nuestra nueva cabaña en Tapalpa, en la sierra alta de Jalisco en México; durante los últimos tres años habíamos pasado nuestras vacaciones...

  • Follando a 10 bajo cero

    Mi trabajo es de exploraciones mineras, siempre en el campo, carpa, y zonas desconocidas del perú; muchas veces , en zonas de selva, otro tanto en la sierra , a más de 4 mil metros. Esta vez fue en la sierra, fría, a 10? bajo cero, después de 10 días,...

  • Una tarde de sexo con mi tío

    Era un tarde lluviosa, así q estando cerca decidí ir a casa de mi tia para refugiarme de la lluvia, al llegar me encontré con la novedad de que mi tía no estaba y el único en la casa era mi tío, él siempre me había caído bn, pero a veces se pasaba de...

  • Tro josé y su perro dentro de mi coño y mi culo

    Hola me llamo luna , aquí les cuento una anécdota q me paso hace poco tiempo estaba en un restaurant lindo y muy elegante esperando a una amiga con la q habíamos quedado para cenar llevaba mucho rato esperándola y no llegaba así q decidí llamarla y me...

  • Un taxista mayor que supo hacermelo uuuhhh…

    Hace unos meses sali de compras a un almacen por lo natural me gusta vestir con ropa comoda hilo dental y vestidos o faldas ese dia no fue la esepcion andava un vestido algo corto y debajo un hilo, me pare afuera del centro comercial y solicite el servicio...

  • Un dia inolvidable cuando me tiré a mi prima

    Es mi prima y nos llevamos 4 años de diferencia vivo muy cerca a su casa y simpre ella iva a mi casa para supuestamente hacer las tareas desde q ella tenia 12 años y yo 16 siempre haciamos cosas juntos estudiar y jugar ella se quedaba en mi casa toda...

  • Negro rompiendo el culo de mi mama

    La fábrica de la familia estaba en expansión, papá firmó esa noche un contrato con una Empresa y el gerente visitante quiso abusar de mamá, hecho que fue vilmente aprovechado por Pedro, chofer de papá, un negro de mierda, que gracias a mamá años a tras...

  • Soy la puta del jefe de obra Relato erótico

    Hola, esto me pasó hace tiempo. Trabajo de tablaroca en una obra, siempre me han gustado los hombres, cuando nos cambiamos para salir siempre admiro sus enormes brazos y veo el paquete que traen cuando se quitan el pantalón, por lo que me gusta mucho...

  • Mauricio follando a la madre y la hija en secreto

    Salimos de la capital cuando los primeros rayos del sol asomaban en el horizonte. Atrás quedaban no solo la oscuridad de la noche sino el encierro de aquel convento que aunque convengamos fue últimamente agradable pues no la pasaba mal, tampoco era lo...

  • Perdiendo mi virginidad con Erick

    Hola me llamo Barbara y mi novio se llama erick les contare la primera ves ke tuvimos sexo. Una vez los padres de mi novio se fueron a cancun y el se kedo completamente solo asi ke me llamo y fui pero ps no pensaba ke susederia al llegar subi rapido...

  • Sra Diana mujer casada y promiscua

    Hola a todos..hace poco me entere por una amiga, que viajando por Internet, había leído algo que la había inquietado mucho, ya que parecía que hablaban de mi. Su comentario me llamo mucho la atención y cuando le pregunte a que se refería, me mencionó...

  • Soy la criada sumisa de mi mujer

    Soy un chico que se viste como una maruja falda de cuadros hasta por debajo de las rodillas donde llegan las botas de tacon llevo puesta una combinacion de color carne unas bragas blancas un sujetador negro unas medias negras de nailon una blusa morada...

Pag. 1 de 71234567

Los relatos porno y las historias sexuales XXX están de moda gracias en gran medida al triunfo de las novelas de alto contenido erótico que están triunfando en nuestros días. La aclamada Cincuenta Sombras de Grey ha hecho que la lectura sexual ya no sea un complemento tabú y muchas personas ya se atreven a confesar que son asiduos lectores de relatos porno, algo impensable hasta hace algunos años. Sin embargo, eso no es algo novedoso ya que hay textos de la Edad Media en la que y pueden verse escritas historias con un alto contenido sexual. Existen diferentes tipos de relatos porno y el sexo no siempre es el tema central. En muchos de ellos los escritores solo intentan aumentar el erotismo del lector, sin detallar de forma explícita los diferentes actos sexuales.
Mucha gente se plantea escribir relatos eróticos por puro placer o porque necesita contar algo que le ha pasado. Se trata de una práctica de lo más habitual, especialmente después de la aparición de internet donde los usuarios pueden subir sus propias historias para que otros lectores las lean y las comenten. A muchas personas les excita más el hecho de escribir sus historias y sus fantasías sexuales para que sean comentadas que el simple hecho de leerlas. En cierta medida la lectura y la escritura de relatos pornográficos es una buena práctica para fomentar la diversión y la excitación sexual de una forma más pasiva. Mucha gente no busca en esas historias el sexo en sí, sino que tratan de encontrar un punto de erotismo más suavizado.
Los beneficios de leer relatos eroticos e historias porno son múltiples. Gracias a ellos los lectores pueden dejar volar la imaginación, lo que les permite explorar fantasías que de otro modo quizá nunca podrían llevar a cabo. Lo mejor de todo es que mediante la lectura de relatos porno los propios lectores pueden imaginarse como protagonistas, lo que aumenta de forma notable la excitación. Actualmente internet es la principal fuente de lectura de relatos porno y cada vez hay más personas que lo hacen a través de sus dispositivos móviles ya que es una forma mucho más rápida y práctica de leer ese tipo de historias.
Los relatos pornográficos pueden ser leídos de forma individual o en pareja. Las personas que lo hacen a solas experimentan sensaciones que de otro modo quizá nunca llegarían a experimentar. En cambio, al hacerlo en pareja se puede conseguir un nivel de complicidad único. Además, puede ser una muy buena manera de reactivar las relaciones monótonas. Algunos lectores leen historias y relatos porno y luego los ponen en práctica con sus respectivas parejas. Existen relatos eróticos de diversas temáticas, entre los que destacan los relatos porno de incesto, de lesbianas y los de temática gay. Sin embargo, cada vez proliferan más los relatos y las historias de bondage ya que a través de ellos se exploran campos en principio desconocidos por mucha gente. En definitiva, los relatos porno nos permiten descubrir entornos sexuales que no podríamos explorar de otro modo y nos ayudan a romper con la monotonía del día a día. Así que, ¿a qué esperas para ponerte a leer tu primer relato porno?